https://images.cointelegraph.com/images/528_aHR0cHM6Ly9zMy5jb2ludGVsZWdyYXBoLmNvbS91cGxvYWRzLzIwMjItMDcvNDNkZTM1NDktM2U5YS00N2MzLWFhYTctMjkzYWM3YzVhZDllLmpwZw==.jpg
image

Los funcionarios del gobierno de EE.UU. que poseen criptomonedas a título privado tienen prohibido trabajar en reglamentos y políticas que podrían afectar al valor de los activos digitales.

Un nuevo aviso publicado por la Oficina de Ética Gubernamental de EE.UU. (OGE) el martes declaró que la exención de minimis -que les permite a los propietarios de valores que poseen una cantidad por debajo de un determinado umbral trabajar en la política relacionada con ese valor- es universalmente inaplicable cuando se trata de criptomonedas y stablecoins.

“Como resultado, un empleado que posee cualquier cantidad de una criptomoneda o stablecoin no puede participar en un asunto particular si el empleado sabe que ese asunto particular podría tener un efecto directo y predecible en el valor de su criptomoneda o stablecoin.”

El aviso proporcionó un escenario de ejemplo en el que un empleado que posee apenas USD 100 de una determinada stablecoin, se le pide que trabaje en la regulación de la stablecoin. El empleado en cuestión no puede participar en el trabajo relativo a la regulación “hasta que y a menos que se desprenda de sus intereses en [esa] stablecoin”.

El aviso especificó que este fallo todavía se aplicaría incluso si la criptomoneda o stablecoin en cuestión fuera a “constituir [un valor] a efectos de las leyes federales o estatales de valores”.

El nuevo fallo se aplica universalmente a todos los empleados del gobierno federal, incluyendo la Casa Blanca, la Reserva Federal y el Departamento del Tesoro.

El término “de minimis” proviene de una frase latina más larga, que significa: “la ley no se ocupa de nimiedades”.

La única exención de la represión de la OGE sobre la propiedad de criptomonedas es que se permite a los responsables políticos tener hasta USD 50,000 en fondos de inversión que invierten ampliamente en empresas que se beneficiarían de la tecnología de criptomonedas y blockchain. El razonamiento para esta exención es porque “se consideran fondos diversificados”.

A pesar de la aparente dureza de las normas relativas a la inversión de los empleados en el sector de las criptomonedas, Estados Unidos sigue avanzando en la integración de la industria de las criptomonedas. El presidente estadounidense, Joe Biden, anunció un enfoque de “todo el gobierno” para la regulación relativa al sector de los activos digitales.

Según Raymond Shu, cofundador y director general de Cabital, las recientes propuestas legislativas podrían convertir a los Estados Unidos en uno de los únicos países occidentales en regular y aceptar plenamente las stablecoins y otros activos digitales como partes oficiales del sistema financiero.

Aclaración: La información y/u opiniones emitidas en este artículo no representan necesariamente los puntos de vista o la línea editorial de Cointelegraph. La información aquí expuesta no debe ser tomada como consejo financiero o recomendación de inversión. Toda inversión y movimiento comercial implican riesgos y es responsabilidad de cada persona hacer su debida investigación antes de tomar una decisión de inversión

Sigue leyendo:

Las inversiones en criptoactivos no están reguladas. Es posible que no sean apropiados para inversores minoristas y que se pierda el monto total invertido. Los servicios o productos ofrecidos no están dirigidos ni son accesibles a inversores en España.