https://images.cointelegraph.com/images/528_aHR0cHM6Ly9zMy5jb2ludGVsZWdyYXBoLmNvbS9zdG9yYWdlL3VwbG9hZHMvdmlldy81ZGU3ZGI4ZmQ3Yjk5ZmU4YmIwZTI5MWM1M2Y0YWUwYy5qcGc=.jpg
image

El pasado 5 de julio por medio de la red social Twitter, el portal de Ericonomic realizó una serie de publicaciones, que en la plataforma se conoce como “hilos”, en las que se habló sobre el Sistema de Reserva Fraccionaria y su posibilidad de ser el causante de la pérdida de dinero de la mayoría de los usuarios del sector DeFi. 

El Sistema de la Reserva Fraccionaria es un procedimiento utilizado por los bancos en los que el dinero depositado por los usuarios es guardado únicamente una pequeña fracción. “Se basa en la hipótesis de que en ningún caso todos los usuarios van a retirar sus fondos a la vez.” detalló Ericonomic. 

Este sistema se mide de acuerdo a la división entre la cantidad depositada por el usuario y la cantidad mínima líquida que los bancos deben almacenar, mejor conocido como “Coeficiente de Caja. Con este método lo que hacen los bancos es aprovecharse de la fracción del depósito no almacenada de los usuarios para invertir dicha cantidad de manera que genere beneficios económicos para ellos.

A pesar de que los bancos centrales no juegan un papel predominante dentro del entorno criptográfico, este sistema afecta de igual forma ya que, al no estar establecidos estos coeficientes las plataformas entonces tienen el camino libre para manejar el dinero de cada usuario a su antojo.

De acuerdo a Ericonomic, plataformas DeFi como Celcius, BlockFi y 3AC están a pocos pasos de entrar oficialmente en estado de bancarrota debido a que “han utilizado el dinero de los usuarios para invertirlo e intentar ganar pasta. Y obviamente no lo han conseguido.

Sin contar que, debido a la situación bajista en la que se encuentra el mercado criptográfico actualmente ha hecho que liquiden posiciones y además “muchas han tenido que detener las retiradas (conocido como ‘corralito’) porque no tienen fondos suficientes como para pagar todas las retiradas.”

Sin embargo, estas pérdidas también se pueden dar por medio de exchanges centralizadas que sufran algún tipo de hackeo y que avisen a sus usuarios afectados días posteriores  sin ningún tipo de reintegro. Para muestra de ello están los casos de MtGox y 2gether.

En este caso, los Bancos Centrales tienen un punto a su favor siempre y cuando el usuario se encuentre en Europa y su reserva sea menor a la reserva capital que es de 100 mil euros, pues sigue teniendo la posibilidad de que la institución le responda de forma responsable sobre su dinero, cuestión que no se ve alrededor de las criptomonedas.

Ante esta problemática Ericonomic enumeró tres posibles soluciones:

  • La primera: “No operéis en exchanges centralizados que no tengan un coeficiente de caja del 100% o muy cercano. Rebuscad en los términos y condiciones siempre. Si no lo encontráis, huid. Y si lo encontráis, cuidado, ya que nos toca confiar en su palabra”.
  • La segunda: “Utilizad exchanges descentralizados. Si no tienen vuestros fondos no pueden jugar con ellos. Fácil de entender. El punto negativo que tienen es que si eres un trader no es nada intuitivo, es más caro y no tiene opciones como el apalancamiento.”
  • Y por último: “No mantengáis vuestros fondos en exchanges centralizados. Si los utilizáis, que sea para operar. En ningún caso para holdear grandes cantidades de capital. Recordad: not your keys not your coins.”

Aclaración: “La información y/u opiniones emitidas en este artículo no representan necesariamente los puntos de vista o la línea editorial de Cointelegraph. La información aquí expuesta no debe ser tomada como consejo financiero o recomendación de inversión. Toda inversión y movimiento comercial implican riesgos y es responsabilidad de cada persona hacer su debida investigación antes de tomar una decisión de inversión”.

Te puede interesar:

Las inversiones en criptoactivos no están reguladas. Es posible que no sean apropiados para inversores minoristas y que se pierda el monto total invertido. Los servicios o productos ofrecidos no están dirigidos ni son accesibles a inversores en España.