https://images.cointelegraph.com/images/528_aHR0cHM6Ly9zMy5jb2ludGVsZWdyYXBoLmNvbS9zdG9yYWdlL3VwbG9hZHMvdmlldy8yNGIyZjUxMmIwMzJmNzllNDJjZDNmMDU4NmQzMjUyMi5qcGc=.jpg
image

De acuerdo a datos recogidos por el Banco de España, el número de oficinas bancarias en España fue en disminución durante el primer trimestre de este año.

En una nota reseñada por la agencia de noticias Europa Press, la red de sucursales bancarias en el país iberico finalizó el mes de marzo con 18,556 oficinas sucursales, una cifra por debajo de los 19,000 que no se registraba desde 1976. tiempo en el que ya se estaba dando una histórica evolución de las oficinas en España desde el año 1975.

Según reseña Europa Press, tales datos indicarían que el número de sucursales se ha recortado en 548 entre finales de diciembre de 2021 y finales de marzo del presente año. 

“Un 2,87% menos, aunque si se compara con la situación del año pasado, cuando la red se componía por 21.901, el número de sucursales se ha reducido en 3.149 oficinas, un 14,5% en términos relativos. Con respecto al máximo histórico, de 46.118 oficinas a cierre de septiembre de 2008, el descenso es del 59,8%”, indicaron.

En cuanto al máximo histórico, de 46,118 oficinas a cierre de septiembre de 2008, el descenso ha sido de un 59,8%.

Lo que ha pasado

Algunas de las explicaciones que se han generado esta situación es que la reducción de sucursales es consecuencia directa de varios factores, entre ellos, la búsqueda de la banca por ganar en eficiencia reduciendo costes (especialmente en los últimos dos años).

Asimismo, se ha dicho que el sector ha apuntado al entorno persistente de tipos de interés bajos o negativos, y esta situación ahora comenzó a invertirse, con el aumento de tipos de 50 puntos básicos aprobada por el Banco Central Europeo (BCE) el pasado jueves, lo cual ha generado que los disminuyan los márgenes, y se vea reduciendo su rentabilidad. 

También se ha señalado  la entrada de nuevos competidores, especialmente bigtechs y fintechs, elementos que ha generado una preferencia cada vez mayor de los clientes por los canales digitales

Por otro lado, cabe destacar, también a consideración, el auge  de cajeros de criptomonedas que han surgido en España, elemento que evidencia el surgimiento de nuevas alternativas financieras a raíz del boom de las criptomonedas.

Se veía venir

Alex Fernandez, CEO de Bitbase, ha compartido su opinión acerca de la situación de la banca española y nos ha dicho lo siguiente: “Creo que con las subidas de los tipos de interés que han habido los últimos años, el modelo de funcionamiento que han tenido y el abuso de aperturas de oficinas por llegar a ser el “que está más cerca de tu casa”, les ha hecho explotar.” 

“En España podías encontrarte en una misma manzana dos oficinas de la misma entidad. Además debemos sumarle la alta absorción que ha habido de entidades bancarias este último año, eso les ha obligado a unificar puntos de venta y a reorganizar las localizaciones de sus cajeros. También cabe decir que estos últimos años los bancos se han esforzado mucho en la digitalización de sus plataformas para acercarse a la gente joven y modernizar su imagen”, agregó.

Regiones afectadas

Por último, es de mencionar que el cierre de oficinas se ha producido en todas las comunidades autónomas españolas, aunque según Europa Press, en mayor grado ha sido en Baleares (-19,9%), Murcia (-19,7%), Cataluña (-19,4%), Madrid (-18,5%) y Castilla y León (-18,3%), si se comparan los datos a cierre de marzo con los del mismo periodo de 2021. 

Aclaración: La información y/u opiniones emitidas en este artículo no representan necesariamente los puntos de vista o la línea editorial de Cointelegraph. La información aquí expuesta no debe ser tomada como consejo financiero o recomendación de inversión. Toda inversión y movimiento comercial implican riesgos y es responsabilidad de cada persona hacer su debida investigación antes de tomar una decisión de inversión.

Te puede interesar: 

Las inversiones en criptoactivos no están reguladas. Es posible que no sean apropiados para inversores minoristas y que se pierda el monto total invertido. Los servicios o productos ofrecidos no están dirigidos ni son accesibles a inversores en España.