Ya no se puede prohibir la minería de Bitcoin (BTC) en Noruega. Eso es lo que se desprende del voto mayoritario aprobado por el Parlamento noruego el 10 de mayo.

La propuesta de prohibir la minería de Bitcoin en Noruega fue sugerida por primera vez en marzo de este año por el Partido Rojo (el partido comunista de Noruega). En la votación de esta semana, la propuesta fue revocada, ya que sólo los partidos de izquierda de Noruega, incluyendo el Partido Socialista de Izquierda, el Partido Rojo y el Partido Verde apoyarían la prohibición de la minería de criptomonedas.

Jaran Mellerud, analista de Arcane Research y colaborador de Cointelegraph, aclaró los acontecimientos: “El voto que perdieron estos partidos fue contra la prohibición de la minería de Bitcoin a gran escala en general”.

“Habiendo perdido esta votación, estos partidos políticos probablemente harán un intento más de aumentar el impuesto sobre la energía específicamente para los mineros, que es ahora su única herramienta que les queda en la caja de herramientas para hacer la vida difícil a los mineros”.

En contra de los esfuerzos de los partidos políticos, las empresas mineras de Bitcoin en Noruega han prosperado en los últimos años. Noruega contribuye ahora hasta un 1% a la tasa global de hash de Bitcoin, aprovechando la energía 100% renovable del país del sol de medianoche.

El noruego Mellerud añadió que “los partidos políticos hostiles a Bitcoin en Noruega han estado tratando de forzar a los mineros de bitcoin a salir del país mediante la aplicación de una tasa de impuesto de energía más alta específicamente para los mineros o incluso tratando de prohibir la minería”.

Afortunadamente, no han tenido éxito, y esta decisión del gobierno de no prohibir la minería de bitcoin debería ser el último clavo en el ataúd de sus intentos de deshacerse de la industria.

Cointelegraph informó anteriormente de que Noruega es un “oasis verde” para la minería de Bitcoin, ya que cuenta con abundante energía hidroeléctrica y bajos precios de la energía, especialmente en el norte.

image

En el centro y el norte de Noruega, el coste por kilovatio-hora es de 0.12 coronas noruegas (USD 0.012), una tarifa muy competitiva a nivel internacional, o “extremadamente barata”, dijo Mellerud a Cointelegraph.

El artículo de las noticias noruegas E24 informó de que “los hogares ordinarios, las empresas y el sector público pagan un impuesto sobre la electricidad de 15.41 øre (USD 0.015) por kilovatio-hora”, sin embargo, en algunos casos la “industria minera tiene un impuesto sobre la electricidad reducido”. 

Mellerud concluyó que “un aumento del impuesto sobre la electricidad específicamente para los mineros es ahora mucho menos probable”. Mientras tanto, Bitcoin se está afianzando poco a poco en el panorama financiero noruego a medida que aumenta el interés de los minoristas por las criptomonedas y las empresas de TradFi se han sumergido en las inversiones en BTC en el país.

Aclaración: La información y/u opiniones emitidas en este artículo no representan necesariamente los puntos de vista o la línea editorial de Cointelegraph. La información aquí expuesta no debe ser tomada como consejo financiero o recomendación de inversión. Toda inversión y movimiento comercial implican riesgos y es responsabilidad de cada persona hacer su debida investigación antes de tomar una decisión de inversión

Sigue leyendo:

Las inversiones en criptoactivos no están reguladas. Es posible que no sean apropiados para inversores minoristas y que se pierda el monto total invertido. Los servicios o productos ofrecidos no están dirigidos ni son accesibles a inversores en España.