https://images.cointelegraph.com/images/528_aHR0cHM6Ly9zMy5jb2ludGVsZWdyYXBoLmNvbS91cGxvYWRzLzIwMjItMDcvMGFlNTNmZTgtMjhjMC00NDA5LWFhYTYtYTQ1M2Q1YTNkZjBlLmpwZw==.jpg
image

La Asociación de Planificación Financiera de Australia (FPA) ha mostrado su apoyo a la idea del “libro de reglas para las criptomonedas” y ha pedido que se regulen los exchanges en lugar de los criptoactivos.

En mayo, el Consejo Australiano de Reforma Legislativa (ALRC) propuso abordar la regulación de las criptomonedas a través de un marco al estilo de un libro de reglas que establece una serie de principios de cumplimiento actualizados gradualmente para que las empresas locales de criptomonedas se adhieran.

Los comentarios llegaron a través de una presentación al Tesoro por el jefe de política, estrategia e innovación de la FPA, Ben Marshan, quien también argumentó que la regulación de los exchanges de criptomonedas debe caer bajo el régimen actual de servicios financieros y no bajo un nuevo marco legal separado.

“En primer lugar, crearía un régimen regulador alternativo y duplicado para regular lo que en el fondo es la compra y tenencia de un activo financiero a inversores minoristas o mayoristas.”

“En segundo lugar, les exigiría a los actuales licenciatarios de servicios financieros que soliciten y posean un tipo de licencia distinto, lo que aumentaría el coste y la duplicación normativa”, añadió.

Mashan también hizo hincapié en la necesidad de desplegar una mayor protección del consumidor para los usuarios locales de criptomonedas australianas y destacó que la regulación de los proveedores secundarios (exchanges de criptomonedas, corredores, etc.) es la mejor manera de hacerlo.

“La regulación de un producto o servicio financiero no debería depender de la tecnología que subyace al activo”, dijo, y añadió que “sería prácticamente imposible regular el producto porque está tan descentralizado, que está en todo tipo de jurisdicciones extranjeras.”

Centrar la regulación en los proveedores de servicios de criptomonedas eliminará mucha “complejidad” de la ecuación dada la naturaleza de rápida evolución de la tecnología blockchain y el cripto, argumentó Mashan, añadiendo que la idea del libro de reglas de criptografía de la ALRC para que las empresas lo sigan “tiene sentido.”

“Lo hace mucho más fácil porque en lugar de tener que trabajar a través de miles de páginas de la Ley de Sociedades, la gente puede ir a una sección específica, y es mucho más eficiente.”

Hablando con Cointelegraph, Ryan Parsons, el co-CEO de la bolsa de criptomonedas local Swyftx, se hizo eco de las llamadas de Mashan y señaló que su firma quiere que se promulguen pronto “medidas sensatas que apoyen las protecciones de los consumidores” para que Australia no corra el riesgo de quedarse atrás con respecto a Estados Unidos y la Unión Europea:

“Nuestra preferencia es que las plataformas de criptomonedas operen dentro del marco existente de licencias de servicios financieros, aunque de una manera que tenga en cuenta las características únicas de los activos digitales.”

“Creemos que esta es la mejor manera de reducir la complejidad y el coste, así como de crear confianza en las criptomonedas como clase de activo entre los inversores australianos”, añadió.

Otra idea clave destacada en el informe del ALRC fue introducir el modelo de regulación Twin Peaks, en el que la regulación se divide entre una entidad que se encarga de supervisar el mantenimiento de la estabilidad del sistema financiero, mientras que la otra se encarga de la conducta del mercado institucional y la protección del consumidor.

El mismo modelo se utiliza en el sistema de regulación financiera de Australia, en el que la Comisión Australiana de Valores e Inversiones (ASIC) se encarga de la buena conducta del mercado y la protección del consumidor, mientras que la Autoridad Australiana de Regulación Prudencial (APRA) es responsable de la estabilidad del sistema financiero.

Desde que el Partido Liberal fue expulsado del gobierno en mayo, el panorama regulador de las criptomonedas en Australia se ha vuelto incierto, ya que el Partido Laborista parece tener otros peces que freír.

En la actualidad, los laboristas aún no han presentado ninguna iniciativa concreta, pero han señalado que la introducción de una mayor protección de los consumidores en el ámbito de las criptomonedas será un área clave de atención.

Aclaración: La información y/u opiniones emitidas en este artículo no representan necesariamente los puntos de vista o la línea editorial de Cointelegraph. La información aquí expuesta no debe ser tomada como consejo financiero o recomendación de inversión. Toda inversión y movimiento comercial implican riesgos y es responsabilidad de cada persona hacer su debida investigación antes de tomar una decisión de inversión

Sigue leyendo:

Las inversiones en criptoactivos no están reguladas. Es posible que no sean apropiados para inversores minoristas y que se pierda el monto total invertido. Los servicios o productos ofrecidos no están dirigidos ni son accesibles a inversores en España.