Informando desde la jornada inaugural de la conferencia Blockchain Hub Davos 2022, la redactora jefe de Cointelegraph, Kristina Lucrezia Cornèr moderó una mesa redonda centrada en las finanzas descentralizadas (DeFi) titulada “El dinero programable está aquí – y está cambiando el mundo tal y como lo conocemos”.

Entre los panelistas se encontraban el director de asociaciones de SwissBorg, Alexander Fazel; el director de Mercados Globales de Kraken Europa, Lucian Aguilar; el cofundador y CEOde CasperLabs, Mrinal Monahar; y el socio gerente de Coral Capital, Patrick Horsman.

En el discurso de apertura, Aguilar reflexionó sobre su asistencia al evento hace dos años, evaluando las diferencias en la receptividad y la actitud hacia la criptomoneda. También señaló cómo ha evolucionado la narrativa predominante, declarando: “La última vez [había] muchos proyectos aquí que intentaban vender y presentar. Esta vez, cuando miro alrededor, se habla más de construir, adoptar e innovar”.

Todos sus colegas coincidieron con este punto de vista. Horsman compartió que el valor total bloqueado (TVL) en DeFi era de mil millones de dólares en mayo de 2020, pero que desde entonces se ha multiplicado por 150, un saludable barómetro de éxito para el sector según su opinión.

image

Fazel, de SwissBorg, hizo un ejercicio de levantamiento de manos para determinar su punto de entrada en el espacio, y afirmó que “en TradiFi la gente piensa [que] no quiero perder dinero: ¿cómo pueden ayudarme a mantener mi riqueza independientemente de los mercados? Así que está muy orientado a la gestión del riesgo”. Mientras que en DeFi, los degenerados están en plan ‘¡dame esos rendimientos de tres dígitos, wooow!'”.

Sostuvo que los protocolos de este espacio deberían adoptar normas de transparencia más estrictas para el riesgo asociado a las rentabilidades porcentuales anuales (APY), y abogó por que la educación adicional también podría ayudar a equilibrar las expectativas de los inversores.

Avanzando en esa tesis, Horsman, de Coral Capital, compartió que la crisis de Terra (LUNA) se produjo en parte porque “estaban ofreciendo esencialmente rendimientos que eran insostenibles, y [que] había empresas de capital riesgo que estaban arrancando esos rendimientos para dar vida a un ecosistema”. Señaló que su empresa decidió retirar los fondos del proyecto en noviembre-diciembre de 2021 luego de que sus datos de modelización de reservas predijeran cálculos preocupantes para el futuro.

En respuesta a esa anécdota, Aguilar compartió su creencia de que los protocolos con APY muy significativos en el rango de los tres dígitos están muy probablemente buscando mitigar su propio factor de alto riesgo, declarando:

“Muchos de estos APY, los veo como una prima de riesgo porque el subyacente es tan poco predecible e inestable que se necesita para compensar el riesgo para un inversor tradicional”.

image

En relación con las ambiciones del Foro Económico Mundial (FEM) a la hora de hacer frente a los desafíos globales modernos -el cambio climático y la pandemia son dos de los ejemplos más destacados de los últimos tiempos-, Cornèr preguntó a los panelistas cómo evaluaban la situación de la inclusión financiera, y cómo DeFi puede capacitar a las comunidades para reducir la disparidad perjudicial del sistema actual.

Monahar afirmó que “creo que DeFi tiene un enorme potencial para crear inclusión financiera”, pero que para lograr visiones de descentralización, es necesario que haya “interoperabilidad a un verdadero nivel algorítmico fundamental”. Esto, argumentó, cultivará una experiencia sin fricciones que promueva la comunalidad y fomente los incentivos para la inclusión.

Reconoció como señal positiva la reciente convergencia de los desarrolladores hacia el lenguaje de programación Rust, así como sus similitudes con el software sinónimo de Internet, HTTPS.

Profundizando en la conversación en torno a la inclusión financiera, Fazel afirmó que “no hay mejor manera de ganar riqueza que en DeFi” y que los servicios de monetización de datos, como Brave Browser, los juegos play-to-earn, como Axie Infinity, y las plataformas play-to-move, como Sweatcoin, y la tendencia al alza de STEPN, están dando la oportunidad de “generar riqueza sin tenerla necesariamente al principio”.

Los incentivos de airdrop que ofrecen algunas de estas plataformas pueden apoyar la inclusión de la riqueza en los países menos desarrollados, argumentó Fazel, revelando una historia personal de su padre -residente de Irán, donde el salario mensual es en promedio de USD 250- que se benefició enormemente del airdrop de 300 Uniswap (UNI).

Los representantes de Cointelegraph están informando ampliamente sobre el Foro Económico Mundial (FEM) y el Blockchain Hub 2022 esta semana. ¡Lee nuestro blog en directo para estar al tanto de todos los aspectos destacados y los mejores momentos de los eventos mundiales!

Los lectores de este artículo pueden ver la entrevista completa de “El dinero programable está aquí – y está cambiando el mundo tal y como lo conocemos” en Youtube.

image

Aclaración: La información y/u opiniones emitidas en este artículo no representan necesariamente los puntos de vista o la línea editorial de Cointelegraph. La información aquí expuesta no debe ser tomada como consejo financiero o recomendación de inversión. Toda inversión y movimiento comercial implican riesgos y es responsabilidad de cada persona hacer su debida investigación antes de tomar una decisión de inversión.

Las inversiones en criptoactivos no están reguladas. Es posible que no sean apropiados para inversores minoristas y que se pierda el monto total invertido. Los servicios o productos ofrecidos no están dirigidos ni son accesibles a inversores en España.