image

Al parecer, la Casa Blanca está considerando a una asesora económica de la época de Obama y ex economista de la Reserva Federal para ocupar los puestos vacantes en la junta de gobernadores del Sistema de la Reserva Federal en 2022. 

Según un informe del miércoles del Washington Post que cita a personas familiarizadas con el asunto, el presidente de Estados Unidos, Joe Biden, sigue considerando a la profesora de derecho de la Universidad de Duke, Sarah Bloom Raskin, para ocupar una de las vacantes en el grupo de siete gobernadores de la Reserva Federal este año, además de los economistas Lisa Cook y Philip Jefferson. Cook enseña en la Universidad Estatal de Michigan y ha trabajado anteriormente como miembro del Consejo de Asesores Económicos de la Casa Blanca bajo el mandato del presidente Barack Obama, mientras que Jefferson fue economista de investigación de la Junta de la Reserva Federal.

El informe se produce mientras la Casa Blanca anunció oficialmente el martes que había enviado las nominaciones de Jerome Powell y Lael Brainard al Senado para esperar su confirmación antes de servir como el próximo presidente y vicepresidente de la Fed, respectivamente. Powell ocupa la presidencia desde 2018, mientras que Brainard es miembro del consejo desde 2014. La confirmación del Senado permitiría a Powell y Brainard actuar como dos de los máximos dirigentes de la Fed hasta 2026, mientras que Raskin, Cook y Jefferson probablemente cumplirían un mandato de 14 años, en caso de que sus nombres se presenten.

Las vacantes en la Reserva Federal que se abren a los nombramientos de Biden son el resultado de la dimisión del miembro del consejo Randal Quarles, que se hará efectiva a finales de diciembre de 2021, mientras que se espera que el actual vicepresidente, Richard Clarida, se marche en enero de 2022. Un cambio significativo en la composición de uno de los principales reguladores financieros de Estados Unidos podría tener un impacto en la forma en que el gobierno mira a las criptomonedas. Aunque Biden no ha anunciado oficialmente sus elecciones para ocupar los puestos vacíos, dijo en noviembre que planeaba nominar a los sustitutos con el objetivo de “mejorar la diversidad en la composición de la Junta”.

La dirección de otros organismos gubernamentales responsables de la regulación de los activos digitales en Estados Unidos, como la Comisión de Bolsa y Valores y la Comisión de Negociación de Futuros de Productos Básicos, probablemente sufrirán una reorganización en 2022. Se espera que Elad Roisman, comisionado de la SEC, deje la agencia a finales de enero y que el mandato de Allison Lee expire en junio.

En la CFTC sólo hay dos comisionados de los cinco habituales. En el mismo anuncio realizado ayer por la Casa Blanca, Biden envió al Senado los nombres de Kristin Johnson y Christy Goldsmith Romero para cubrir dos de los puestos de comisionado de la CFTC. Sin embargo, con la esperada salida de la Comisionada Dawn Stump en febrero, el Presidente de los Estados Unidos probablemente tendrá más oportunidades de elegir expertos financieros que podrían tener un impacto en la política relacionada con las criptomonedas.

Sigue leyendo: