Terra (LUNA) se erigió como uno de los activos financieros con mejor rendimiento en febrero, un mes sumido en los conflictos geopolíticos y sus impactos negativos en el mercado de criptomonedas.

LUNA se desvincula del mercado de criptomonedas

La cotización de LUNA se disparó algo más del 75% hasta alcanzar los 91,50 dólares al cierre del mes en UTC. En comparación, el rendimiento porcentual de otros tokens principales, principalmente Bitcoin (BTC) y Ether (ETH), en el mismo período resultó ser de alrededor de 12,25% y 9%, respectivamente.

image
Gráficos de precios semanales de LUNA/USD frente a BTC/USD y ETH/USD. Fuente: TradingView

Curiosamente, la mayoría de las ganancias de LUNA en febrero surgieron en el último día del mes. El token de Terra subió un 26% el 28 de febrero, en parte debido a movimientos alcistas similares en otras partes del mercado de criptomonedas. Por ejemplo, BTC y ETH subieron un 14,50% y más de un 11,50%, respectivamente, el mismo día.

Aunque sigue siendo positiva en 0,09, la correlación de LUNA con Bitcoin ha disminuido últimamente después de alcanzar 0,81 el 21 de febrero, según datos de TradingView. Una correlación de 1 significa que dos activos van a la par, mientras que 0 muestra que su precio se mueve de forma independiente.

image
Coeficiente de correlación LUNA/USD en el gráfico diario. Fuente: TradingView

El par LUNA/BTC de Terra también mostró su creciente valoración frente a la criptodivisa principal.

En detalle, el par LUNA/BTC subió más del 56% a 21,171 satoshis en febrero, lo que sugiere que los operadores buscaron cobertura en el token de Terra mientras la correlación de Bitcoin con un mercado de valores bajista crecía, llegando a 0,70 a principios de este año.

image
Correlación de Bitcoin con las acciones desde marzo de 2021. Fuente: Bloomberg 

En cuanto a por qué los operadores parecían haber considerado a LUNA como su refugio seguro provisional en primer lugar, la respuesta podría estar en la economía del token de Terra.

29 millones de tokens de Terra destruidos

Los datos obtenidos por la plataforma de análisis Smart Stake mostraron que el protocolo Terra quemó 29 millones de tokens LUNA por valor de 2.570 millones de dólares recientemente. Esto ocurrió cuando la oferta de TerraUSD (UST), una stablecoin respaldada no por el dólar estadounidense sino por LUNA, aumentó de unos 11,26 millones el 1 de febrero a casi 12,92 millones el 28 de febrero, lo que supone un incremento de casi el 14,75%.

image
Oferta de LUNA y UST en todo febrero de 2022. Fuente: Smart Stake

Los operadores consideran que el aumento de la oferta de UST es un catalizador alcista para LUNA, principalmente por el llamado modelo de token UST-LUNA. En detalle, Terra preserva la vinculación de UST con el USD a través de una política monetaria elástica. Así, cuando el valor de UST supera el dólar, Terra incentiva a sus usuarios a quemar LUNA y acuñar UST.

Pero cuando la oferta de UST se contrae, la valoración de LUNA disminuye debido a la ralentización del mecanismo de quema. En definitiva, la valoración de LUNA tiende a aumentar junto con la oferta de UST.

El 22 de febrero, la Luna Foundation Guard (LFG) -una organización sin ánimo de lucro que apoya el ecosistema de Terra blockchain- anunció que había recaudado 1.000 millones de dólares en una ronda de venta de tokens de LUNA liderada por Three Arrows Capital, una firma de capital riesgo respaldada por el escéptico de Ethereum Su Zhu y Jump Crypto, un grupo comercial conocido por ayudar a la plataforma de puente cruzado de Solana Wormhole a reponer sus 300 millones de dólares robados.

LFG reveló que utilizaría los ingresos para construir una “Reserva de divisas UST”, aumentando las perspectivas de impulsar el suministro de la stablecoin por otro valor de mil millones de dólares de tokens respaldados por LUNA.

El precio de LUNA ha subido casi más del 90% desde el anuncio de LFG. Por el contrario, la capitalización total del mercado de todas las criptodivisas combinadas ha subido sólo un 13% en el mismo período, lo que subraya que los criptocomerciantes han estado acudiendo en masa al mercado de Terra.

¿Qué le espera a LUNA?

La perspectiva técnica de Terra parece sesgada al alza debido a un movimiento de ruptura de “bandera alcista” en curso.

Las banderas alcistas son patrones de continuación alcista que aparecen cuando el precio se consolida a la baja dentro de un canal descendente tras un fuerte movimiento alcista. Finalmente, rompe al alza el rango del canal, con un objetivo de precio idealmente igual al tamaño del movimiento alcista que precedió a la formación de la bandera alcista.

LUNA parece haber entrado en la fase final de su formación de bandera alcista, como se muestra en el gráfico siguiente. Ahora tiene la vista puesta en una subida hacia los 120 dólares, un máximo histórico para Terra si se consigue.

image
Gráfico de tres días de LUNA/USD con la formación de la bandera alcista. Fuente: TradingView

Por otro lado, los volúmenes de LUNA en el gráfico de tres días parecen débiles, mostrando que el retroceso alcista en curso sigue siendo menos convincente para los operadores. Su perfil de volumen también muestra poca actividad histórica por encima de los 70 dólares.

Además, el indicador de fuerza relativa (RSI) diario de LUNA ha estado emitiendo una advertencia de “sobrecompra”, señalando que podría ir un grado de corrección de precios en las próximas sesiones.

image
Gráfico de precios diarios de LUNA/USD con el RSI. Fuente: TradingView

Sin embargo, a largo plazo, el camino de menor resistencia del token de Terra sigue siendo al alza, con un rendimiento anual frente al dólar que supera el 1.200% a partir del 28 de febrero de 2022.

Los puntos de vista y opiniones expresados aquí son únicamente los del autor y no reflejan necesariamente los puntos de vista de Cointelegraph.com. Cada inversión y movimiento comercial implica un riesgo, debe realizar su propia investigación al tomar una decisión.

Las inversiones en criptoactivos no están reguladas. Es posible que no sean apropiados para inversores minoristas y que se pierda el monto total invertido. Los servicios o productos ofrecidos no están dirigidos ni son accesibles a inversores en España.