https://images.cointelegraph.com/images/528_aHR0cHM6Ly9zMy5jb2ludGVsZWdyYXBoLmNvbS91cGxvYWRzLzIwMjItMDcvNWJjZDg5OTQtNzczYi00Mjg2LWJhOWItZjZhNjY3ZjMwMGIxLmpwZw==.jpg
image

El gobernador del banco central de Australia, Phillip Lowe, afirmó que una solución privada “va a ser mejor” para las criptomonedas siempre y cuando se mitiguen los riesgos mediante la regulación.

Lowe hizo su comentario en una reciente reunión de finanzas del G20 en Indonesia. Reuters informó el domingo que funcionarios de otros países debatieron el impacto de las stablecoins y las finanzas descentralizadas (DeFi) en los sistemas financieros mundiales.

Los riesgos recientes asociados a las stablecoins pueden atribuirse en gran medida a los acontecimientos de desvinculación. En mayo, la stablecoin TerraUSD (UST), que desde entonces ha pasado a llamarse TerraUSD Classic (USTC), perdió su vinculación e hizo caer el valor de todo el ecosistema Terra Classic. Esto provocó un efecto cascada de miles de millones de dólares que llevó a Tether (USDT) y a la stablecoin DEI a una breve desvinculación.

Lowe sugirió que las regulaciones fuertes o incluso el respaldo estatal podrían ayudar a mitigar los riesgos para el público:

“Si estos tokens van a ser utilizados ampliamente por la comunidad, van a tener que ser respaldados por el Estado o regulados al igual que regulamos los depósitos bancarios.”

Aunque la regulación vendría del lado del gobierno, Lowe señaló que la tecnología sería mejor si la desarrollara el sector privado. Según opina, las empresas privadas son “mejores que el banco central para innovar” las mejores características de las criptomonedas.

Añadió que “también es probable que el banco central tenga unos costes muy significativos en la creación de un sistema de tokens digitales”.

La Asociación Nacional de Cooperativas de Crédito Aseguradas Federalmente compartió el escepticismo de Lowe sobre la implementación de un token digital por parte de los bancos centrales debido a los altos costes en una carta al Departamento de Comercio de los Estados Unidos, según informó Cointelegraph el 8 de julio.

Sin embargo, su opinión sobre los costes de los sistemas de tokens digitales, como las monedas digitales de los bancos centrales (CBDC), no encuentra eco en los países que actualmente desarrollan o experimentan con las CBDC, como China, la Unión Europea y las  Bahamas.

En la misma reunión del G20, el CEO de la Autoridad Monetaria de Hong Kong, Eddie Yue, respaldó la opinión de Lowe de que las stablecoins deben ser examinadas más de cerca. Dijo que unas stablecoins fiables reducirían, a su vez, los riesgos en DeFi, donde las stablecoins actúan como la principal moneda transaccional.

Refiriéndose a DeFi y a las stablecoins, Yue dijo que “la tecnología y la innovación empresarial que hay detrás de estos desarrollos probablemente serán importantes para nuestro futuro sistema financiero”.

Aclaración: La información y/u opiniones emitidas en este artículo no representan necesariamente los puntos de vista o la línea editorial de Cointelegraph. La información aquí expuesta no debe ser tomada como consejo financiero o recomendación de inversión. Toda inversión y movimiento comercial implican riesgos y es responsabilidad de cada persona hacer su debida investigación antes de tomar una decisión de inversión

Sigue leyendo:

Las inversiones en criptoactivos no están reguladas. Es posible que no sean apropiados para inversores minoristas y que se pierda el monto total invertido. Los servicios o productos ofrecidos no están dirigidos ni son accesibles a inversores en España.