image

La empresa de criptoexchange Coinbase ha creado un “think tank de criptomonedas” en un intento de ayudar a dar forma a la conversación global en torno a las políticas para los activos digitales.

El recién creado Coinbase Institute también publicará investigaciones sobre criptomonedas y Web3.

Coinbase ha nombrado a su directora de políticas, Hermine Wong, para dirigir el instituto. Anteriormente trabajó en la División de Análisis Económico y de Riesgos de la Comisión de Valores de los Estados Unidos (SEC) y antes de eso trabajó en el Departamento de Estado.

También se ha constituido el Consejo Asesor del Instituto Coinbase, que contará con académicos de derecho y finanzas de las mejores universidades, como Harvard, MIT, Duke y John Hopkins, además de una asociación académica con la Universidad de Michigan.

La Universidad de Michigan ha realizado encuestas para la Oficina del Censo de EE.UU. y el Departamento de Defensa y se asociará con Coinbase en una encuesta anual basada en EE.UU. que mide la adopción de criptomonedas y el sentimiento hacia los activos digitales.

El instituto publicó el primero de una serie de “Primers de Coinbase”, que son informes que explican los temas clave de las criptomonedas. El jueves publicó un informe titulado “Criptomonedas  y el medio ambiente” para justificar el elevado uso de energía de las blockchains proof-of-work (PoW) como Bitcoin.

También se publicó el primer informe mensual sobre los mercados de criptomonedas, en el que se comparan los movimientos del mercado en las criptomonedas y las finanzas tradicionales. Cada informe se centrará en un tema concreto.

La creación del instituto es otro ejemplo de cómo Coinbase pretende influir en la conversación sobre las criptomonedas. En mayo de 2021, lanzó un portal de verificación de hechos, y el CEO, Brian Armstrong, dijo que el blog se utilizaría “para combatir la desinformación y las caracterizaciones erróneas sobre Coinbase o las criptomonedas que se comparten en el mundo.”

El criptoexchange también creó un comité de acción política en febrero de 2022 de cara a las elecciones intermedias del 8 de noviembre en Estados Unidos. Además, Coinbase astó más de USD 1.3 millones en grupos de presión en 2021, el mayor gasto de una empresa de blockchain ese año.

Coinbase se separó del mayor grupo de presión de la industria de las criptomonedas, la Asociación Blockchain, en agosto de 2020, se cree que en protesta por la admisión de Binance.US.

La compañía formó entonces el Crypto Council for Innovation en abril de 2021 junto con Square (ahora Block) de Jack Dorsey y la firma de inversión en criptomonedas Paradigm con el objetivo de involucrar a los gobiernos, las agencias reguladoras y los legisladores en la regulación de las criptomonedas.

El instituto no ha señalado políticas específicas por las que abogar, pero su próximo paso será publicar más investigaciones originales que “proporcionarán al público, a los responsables políticos, a los reguladores y a los académicos una mejor comprensión de la diversidad e interconexión de las criptomonedas con la economía en general.”

Sigue leyendo:

Las inversiones en criptoactivos no están reguladas. Es posible que no sean apropiados para inversores minoristas y que se pierda el monto total invertido. Los servicios o productos ofrecidos no están dirigidos ni son accesibles a inversores en España.