El precio de bitcoin (BTC) cayó a nuevos mínimos el 22 de febrero, ya que las consecuencias de la esperada incursión de Rusia en Ucrania provocaron más problemas en el mercado.

image
Gráfico de velas de 1 hora del par BTC/USD (Bitstamp). Fuente: TradingView

El oro sale al rescate mientras bitcoin se tambalea

Los datos de Cointelegraph Markets Pro y TradingView mostraron que el par BTC/USD alcanzó los USD 36,400 en Bitstamp durante la noche del martes, su mínimo desde el 3 de febrero.

La volatilidad había sido alta, ya que el presidente ruso Vladimir Putin pronunció un discurso de casi una hora sobre el estado del conflicto en Ucrania. Putin terminó reconociendo a las dos repúblicas separatistas del este del país, y posteriormente ordenó la entrada de tropas rusas en lo que todavía es oficialmente territorio ucraniano.

Las acciones y los activos de riesgo cayeron en consecuencia, y las empresas rusas sufrieron, como era de esperar, a medida que aumentaban los nervios por la guerra a gran escala.

El rublo ruso cayó en paralelo, superando la marca de 80 por dólar y acercándose a su mínimo histórico de 85.6 de 2016. Se espera que las sanciones de Occidente se produzcan más tarde en el día, lo que probablemente alimentará nuevas pérdidas.

Un ganador sorpresa fue el oro, que logró evitar las pérdidas para apuntalar su condición de refugio seguro, a diferencia de bitcoin.

“Parece que bitcoin no será un refugio seguro en las crisis geopolíticas”, reaccionó el comentarista de mercados Holger Zschaepitz.

“El oro digital (bitcoin) se ha desplomado hasta los 1,900 $/oz. La correlación entre el oro digital y el analógico ahora es incluso negativa. La narrativa de que el oro digital es la mejor forma de escapar no ha dado resultado en Ucrania.”

image
Gráfico de la correlación entre el oro y bitcoin vs. el par BTC/USD vs. el par XAU/USD. Fuente. Source: Holger Zschaepitz/ Twitter

En lo que va de año, el par XAU/USD subía más de un 6% en el momento de escribir este artículo, mientras que el par BTC/USD cotizaba con una caída del 23%.

“En realidad, es genial ver que el oro lo está haciendo muy bien en estos tiempos de fuertes incertidumbres, arrastrándose hacia arriba, mientras que los activos de riesgo como las acciones y bitcoin lo están pasando mal”, contradijo el colaborador de Cointelegraph Michaël van de Poppe.

Zschaepitz añadió que las inversiones en fondos cotizados en exchanges respaldados por oro, o ETF, habían aumentado a lo largo de febrero.

El cruce bajista se cierne sobre la métrica on-chain

Por lo tanto, Rusia se convirtió en el centro de atención de los traders de BTC, que el lunes observaron con tristeza los nubarrones que se cernían sobre los mercados asiáticos.

La caída de las acciones tecnológicas a raíz de una nueva medida reguladora de China había provocado dos días de considerable caída para algunas de las mayores apuestas de renta variable, incluida Tencent.

“El nivel de USD 39,600 ahora es la nueva resistencia clave que los alcistas de bitcoin deben volver a superar”, dijo el martes el popular analista Matthew Hyland.

Añadió que la convergencia/divergencia de la media móvil en el gráfico de tres días estaba ahora preparada para imprimir un cruce bajista, en contraste directo con las esperanzas anteriores de que una ruptura alcista podría preceder a una nueva fortaleza del precio de BTC.

El sentimiento también se vio afectado por los últimos acontecimientos; el Índice de Miedo y Codicia de las Criptomonedas bajó a 20/100, muy dentro del rango de “miedo extremo”.

image
Índice de miedo y codicia de las criptomonedas (captura de pantalla). Fuente: Alternative.me

Aclaración: La información y/u opiniones emitidas en este artículo no representan necesariamente los puntos de vista o la línea editorial de Cointelegraph. La información aquí expuesta no debe ser tomada como consejo financiero o recomendación de inversión. Toda inversión y movimiento comercial implican riesgos y es responsabilidad de cada persona hacer su debida investigación antes de tomar una decisión de inversión

Sigue leyendo:

Las inversiones en criptoactivos no están reguladas. Es posible que no sean apropiados para inversores minoristas y que se pierda el monto total invertido. Los servicios o productos ofrecidos no están dirigidos ni son accesibles a inversores en España.